HIGHLIGHTS de NAMS 2013: Comentarios de la Conferencia de Consenso de la ISSWSH / NAMS sobre la Terminología en Atrofia Vaginal

Simposio Plenario

Moderador: S. A. Kingsberg, PhD. (Chief Division of Behavioral Medicine University Hospitals Case Medical Center MacDonald Women’s Hospital. Prof. Departments of Reproductive Biology & Psychiatry Case Western Reserve, Univ. School of Medicine, Cleveland, OH).

Se desarrolló en 2 Conferencias:

1. “Que dice un nombre? La necesidad de una nueva nomenclatura para la atrofia vulvovaginal”. D. J. Portman, MD. Representative from ISSWSH. Director, Columbus Center for Women’s Health Research. Clinical Instructor, Ohio State University College of Medicine, Columbus, OH.

2. “Nueva Nomenclatura y una Nueva Herramienta para la Estadificación de la Atrofia vulvovaginal”. Margery L.S. Gass, MD. Representative from NAMS. NAMS Executive Director Consultant, Cleveland Clinic Center for Specialized Women’s Health Clinical Prof. Case Western Reserve University School of Medicine Cleveland, OH.

1 - “Que dice un nombre? La necesidad de una nueva nomenclatura para la atrofia vulvovaginal”. D. J. Portman, MD.

El “Término Atrofia Vulvo-Vaginal” (AVV) es utilizado a menudo para describir un conjunto de síntomas y signos vulvares-vaginales y la patología, asociados con la disminución de los niveles de estrógeno con la menopausia. Este término es usado por los médicos con mucha frecuencia, de manera intercambiable y tal vez imprecisa, con la vaginitis atrófica. Ambos términos representan condiciones clínicamente diferentes.

El “término AVV” no es satisfactorio porque:

  • Utiliza las palabras “atrofia”, "vulva" y "vagina".
  • "atrofia", no es bien recibido por las pacientes, debido a las connotaciones negativas de la palabra la atrofia. Es decir, es demasiado negativo para el consumidor.
  • ”vulva" y "vagina", palabras no ideales para usar públicamente.
  • No capta el problema: los síntomas.
  • No incluye el tracto urinario inferior.

Para estandarizar y des-estigmatizar la nomenclatura, así como el diagnóstico, se realizó una Conferencia de Consenso para discutir la nomenclatura alternativa, revisar los datos científicos más recientes y diseñar una herramienta práctica y concisa para la puesta en escena de datos clínicos basados en los cambios anatómicos y fisiológicos. Los participantes de esta Conferencia de Consenso fueron Expertos, que representaron a NAMS/ ISSWSH- la Sociedad Norte Americana de Menopausia y a Sociedad Internacional para el Estudio de la Salud Sexual de la Mujer-, constituyeron un Comité para discutir temas claves relacionados con la salud vuvo-vaginal y la nomenclatura correspondiente. La “meta” fue elegir un ”nuevo término”, que fuese adecuado para tanto para los profesionales, como para las consumidoras y los medios de comunicación, y que fuese descriptivo y comprensivo.

2 - “Nueva Nomenclatura y una Nueva Herramienta para la Estadificación de la Atrofia VulvoVaginal”. Margery L.S. Gass, MD.

Los miembros del Comité de la Conferencia de Consenso NAMS/ ISSWSH discutieron una variedad de términos, para sustituir el término AVV. Tuvieron en cuenta que el “nuevo término” cubriera: la Anatomía, es decir, los órganos genitourinarios que experimentan cambios anatómicos en presencia de niveles bajos de estrógeno, como: labios, vulva, vagina, vestíbulo, uretra y vejiga. Así como el conjunto de síntomas y signos visibles clínicamente. Que incluyera “el problema” ocasionado por los niveles bajos de estrógeno, si es: atrofia, o una alteración, o un cambio, o una condición, o una enfermedad, desorden, deficiencia, disfunción, síndrome o vaginitis.

Además, consideraron cómo las mujeres públicas y cómo las afectadas por esta condición, podían percibir los términos propuestos.

El “nuevo término” elegido por el Comité del Consenso fue: “Síndrome Genitourinario de la Menopausia” (SGM), el cual incluye en su concepto:

  • Un conjunto de síntomas y signos asociados con la disminución de niveles de estrógenos, que pueden involucrar a los labios mayores/menores, introito, clítoris, vagina, uretra y vejiga.
  • El tratamiento puede ser necesario si los síntomas son molestos.
  • El tratamiento debe ser individualizado según la gravedad de los síntomas y la preferencia de la mujer después de la discusión de las opciones de tratamiento y de sus riesgos/beneficios.

Además de proponer una nueva terminología para AVV, los miembros del Comité de la Conferencia de Consenso, redactaron una herramienta de puesta en escena para los médicos, que pretende servir como ayuda para los médicos que prefieren una forma lista de evaluación y documentación. Esta herramienta permite que los cambios de las características vulvo-vaginales como la elasticidad, lubricación, integridad del tejido y aspectos específicos de la anatomía, como la estenosis del introito y cambios uretrales sean incorporados y puedan ser clasificados como normal, leve, moderado o grave.

Resumen elaborado por la Dra. Rita Caro y la Dra. Claudia Rey

Banner Gadofem

Calendario de Eventos

Conozca todos los Eventos de Capacitación

Actividad Nacional
Actividad Internacional

Banner-de-Medcenter